¿Cómo sacarle el jugo a la hiperconvergencia?

Seis pasos para implementar hiperconvergencia en tu organización

Quintana,Diego

¿Por dónde empezar?


La hiperconvergencia es la práctica de consolidar cómputo, redes y almacenamiento en equipos de alta densidad y flexibilidad.

Existen numerosos fabricantes que ofrecen productos y servicios hiperconvergentes que resuelven una gran cantidad de casos de uso, sin embargo, ¿cómo saber cuál es el mejor hiperconvergente para mi organización? Es simple, seguí estos 6 pasos:


1. Transformar

El centro de cómputos moderno debe ser simple, ágil y crecer con la demanda. Pensar en eliminar capas obsoletas invirtiendo en los componentes que serán claves para el futuro. Un ejemplo es eliminar la SAN, el almacenamiento, y enfocarse en mejorar los sistemas de comunicación, la red y las telecomunicaciones.

El cómputo, la red y el almacenamiento deben poder converger en una solución que permita administrar todo desde una única consola, dando una gestión integrada al equipo de IT.  Eliminar la multiplicidad de consolas y la interoperabilidad entre productos permitirá ganar agilidad a la hora de desplegar, mantener y actualizar.


2. Elegir

Es necesario trabajar con empresas líderes que dispongan de un roadmap tecnológico sólido y moderno. Empresas como Intel, VMware, Nutanix, tienen claro hacia donde deben dirigirse y están dando señales importantes a nivel de integración con nubes públicas. Por ejemplo, VMware y Amazon tienen su oferta de VMware Cloud on AWS que permite rápidamente desplegar un cluster vSphere en AWS y gestionarlo desde el mismo vCenter de tu centro de cómputos.

Otro aspecto esencial a la hora ese elegir será el ecosistema. Nuestra solución deberá soportar soluciones de backup, monitoreo, etc de múltiples fabricantes. No debe ser una solución cerrada; al contrario, debe permitir integrarme con el exterior de la forma más sencilla posible (API).


3. Construir

Pasar a la acción es fundamental, hacerlo con quick wins, mostrando resultados rápidos al negocio. Hoy la tecnología hiperconvergente permite armar una solución en días a diferencia de otras arquitecturas donde el despliegue y migración lleva semanas, o incluso, meses.

La construcción de la nueva arquitectura debe poder realizarse y ejecutarse durante las 24 hs del día los 7 días de la semana. Nada de tener que armar ¨ventanas de trabajo¨.  Esta metodología ya es arcaica.


4. Confiar

Es necesario elegir socios que estén a la altura, por ejemplo en Wetcom hemos decidido certificarnos como VMware Master Services partners para que nuestros clientes sientan que hay un respaldo metodológico y con profesionales comprometidos con el conocimiento los resultados. Es fundamental saber hacer lo que ser promete.


5. Enfocar

Concentrarse en lo que es importante, dejar lo urgente de lado porque nuestra nueva arquitectura está preparada para soportar cargas de trabajo inesperadas. Ahora es tiempo atender al negocio, darle respuesta a las nuevas necesidades del cliente. La mejor forma es enfocando al talento a los proyectos de negocio y tecnológicos, alejándolos de las tareas rutinarias.


6. Innovar

Definir a visión, hacia donde ir, el futuro de tu organización va más allá de la infraestructura y las aplicaciones. Definir una visión que convenza a tu negocio, a tu equipo y a tus clientes no se construye de un día para el otro. Por ello, más que nunca, eliminar las complejidades te permitirá tener tiempo para pensarlo y perseguirlo.


No todas las soluciones de hiperconvergencia son iguales. Sin embargo, lo fundamental es que mediante su implementación puedas simplificar tu datacenter, hacer más con menos y delegar. ¿Para qué? Para enfocarte en lo que verdaderamente importa.  Sacale el máximo provecho.

Para saber más sobre cómo implementar hiperconvergencia en tu empresa, contactanos. https://www.wetcom.com/page/contactus